Mercedes Irigoyen: «Las personas no somos las discapacitadas, es el entorno que nos discapacita»

14 marzo, 2022
Las personas no somos las discapacitadas, es el entorno que nos discapacita

Mercedes Irigoyen está estudiando el Grado de Artes en la UOC. Un accidente la dejó tetrapléjica hace casi 30 años y huye de la palabra «discapacitada», ya que explica que «las personas no somos las discapacitadas, es el entorno que nos discapacita». Asegura también que asignaturas como Videocreación, que le permiten visibilizar la diversidad en su sentido más amplio, las está disfrutando mucho.

Antes de nada, ¿quién es Mercedes Irigoyen?

Nací y vivo en Pamplona, tengo 50 años. Soy veterinaria de formación: el último curso lo estudié después de un accidente consecuencia del cual tengo lesión medular y estuve un año en el hospital de parapléjicos de Toledo. Tuve que adaptarme a una nueva vida: nada tiene que ver con tu manera de vivir de antes. Agarrarme a los estudios fue una buena decisión. Terminé el último año de la carrera, acabé haciendo la tesis sobre enfermedades parasitarias y me puse las pilas con la informática: mi gran aliada ahora. Siempre me ha gustado el tema del dibujo, del arte, porque siempre he tenido una parte creativa.

En la UOC te hacen pensar, razonar, buscar muchísima información, tener muchísimos referentes

Una vena artística que has podido desarrollar en la UOC. ¿Cómo conociste esta Universidad?

Por un anuncio en el periódico de un máster de creación y producción multimedia, en el 2005. Y como siempre me había quedado con las ganas del diseño gráfico, dije: “venga, lo voy a hacer”. Ahí fue cuando me matriculé en la UOC por primera vez. Del 2005 al 2009. Aprendí muchísimo y desde entonces no me he desconectado. Como es tan flexible la oferta formativa que tiene, me pude ir matriculando de asignaturas sueltas. Y desde el 2018 curso el Grado de Artes.

El hecho de que sea online te habrá supuesto muchas ventajas.

El tema online es fantástico. Imagínate lo que supone para mí, que no puedo conducir, no tener que trasladarme en invierno a ningún sitio, dependiendo de los demás. La metodología de la UOC es muy efectiva y engancha muy bien. Había intentado estudiar en otras universidades a distancia, pero todo era más obsoleto. En la UOC, en cambio, todo es muy novedoso. Te hacen pensar, razonar, buscar muchísima información, tener muchísimos referentes, hacer resúmenes… insisto: te engancha. Y que la evaluación sea continua es estupendo.

¿Qué facilidades te da para cursar las asignaturas y qué destacarías de su adaptación curricular?

Siempre que he pedido ayuda, los profesores han estado dispuestos a darme facilidades. Por ejemplo, me permiten entregar los trabajos más tarde.

Habrá talleres, como el de escultura, en el que habrás necesitado más ayuda, ¿verdad?

Claro. Pero la escultura no es tal y como la gente la concibe porque parece implícito el tener una destreza manual. Estaba tan preocupada por si podría desarrollar esta modalidad artística, que hace dos años fui a Barcelona para entrevistarme con los profesores de escultura y que vieran, de cerca, cómo me manejo. Me recibieron muy amablemente y hablamos de cómo llevar a cabo los trabajos de la asignatura. Me entregaron las actividades y me dieron un tiempo para leerlas y pensar si necesitaría alguna adaptación concreta. Finalmente, me matriculé el segundo semestre del 2021.

Estoy encaminando mis trabajos para mostrar la diversidad en general

Y finalmente realizaste el taller con éxito. Pero, ¿cuál es tu asignatura preferida?

Así es. Y mi asignatura preferida es, sin duda, Videocreación. La he disfrutado un montón. Al principio, me preocupaba todo: dónde ponía la cámara, cómo me movía y cómo mostraba la realidad… La edición de vídeo mediante softwares destinados a ello permite suplir la destreza que no tengo al grabar. En esta asignatura aproveché uno de los trabajos para que sirviera en la UOC (a profesores, tutor, etc) para conocer mi realidad corporal, mi manejo y así, en futuras ocasiones, utilizar este elemento gráfico para visibilizar más fácilmente mi diversidad funcional. Lo titulé My way y puse de manifiesto cómo es mi día a día, cómo me las apaño en diferentes ámbitos de mi vida.

¿Estos estudios de Arte y Humanidad te están sirviendo para visibilizar la diversidad?

Exacto. Estoy aprovechando para poner de manifiesto una manera de visibilizar el ámbito de la diversidad. Mis trabajos los estoy encaminando para mostrar también corporalidades diversas, la diversidad sexual… ¡la diversidad en general! Porque muchas veces las palabras no nos permiten expresar ciertas cosas, mientras que el arte nos da mucha libertad.

¿La inclusión es una asignatura pendiente de la sociedad?

Claro que lo es, y en muchos ámbitos. Siempre digo que soy una persona que tiene una lesión medular, pero no me gusta utilizar términos como incapacitada y discapacitada porque denotan esa parte negativa. Soy una persona que funciona de otra manera, que se traslada en una silla de ruedas. No debería ser más que eso, pero todos sabemos que sí lo es. La inclusión me parece súper importante: tener acceso a la educación, a los trabajos, al ocio…

Me duele cuando niños y niñas que tienen una diversidad funcional no acceden en igual de condiciones a sus centros formativos. A esa edad tan decisiva, se les van cerrando puertas porque no hay suficientes apoyos o adaptaciones. Y, finalmente, muchos siguen su itinerario educativo en centros especiales, cuando no en todos los casos es necesario. Los llevan a centros especiales de formación cuando deberían estar incluidos en la sociedad. Y acaban estudiando y viviendo en guetos, cuando no tiene por qué ser así. Siguen existiendo barreras arquitectónicas en centros oficial, viviendas: ¡se sigue edificando con barreras! Al final, la vida se convierte en una carrera de obstáculos. Defino el entorno como discapacitante. Las personas no somos las discapacitadas, ¡es el entorno que nos discapacita!

(Visited 37 times, 1 visits today)
Autor / Autora
Periodista freelance especializada en música y temas de accesibilidad e inclusión. Creadora y directora del ciclo enCantados: experiencia inclusiva a través de la música en Lengua de Signos. Su trayectoria ha estado muchos años vinculada al PERIÓDICO DE CATALUÑA. Fue redactora de la sección de cultura y espectáculos durante treinta y tres años, donde pudo escribir de teatro, literatura, cine y, sobre todo, de música. Fue la encargada del área de música en los suplementos Dominical y On Barcelona. En el 2012 puso en marcha la grabación de acústicos de nombres consagrados y emergentes, que podían verse en la web del diario. Para festejar el 5.º cumpleaños de Música Directa (así se llamaba la sección), organizó un concierto a Luz de Gas. El recital supuso el retorno al escenario de Pau Donés y reunió nombres como los de Joan Manuel Serrat, Elefantes, Love of Lesbian, Sidonie, Joan Dausà, Els Catarres, Andrés Suárez, Rafa Pons, Joana Serrat, La Pegatina y Zahara, entre otros. Además, sirvió de altavoz a Òscar Camps y su ONG Open Arms, a la cual se destinó el dinero recaudado. Forma parte del equipo de pilotaje del Festival Esperanzah! de Sant Cosme y de la Fundación Actúa Ayuda Alimenta Cultura. Recibió un galardón de la FECAC por la divulgación del flamenco y es jurado de los premios de la Música Independiente MIN. 
Comentarios
Pepi Pedrero15 marzo, 2022 a las 10:11 am

Un impresionante ejemplo de superación. ¡Felicidades Mercedes!

Responder
Deja un comentario