Las ocho tendencias en e-learning para 2022

13 diciembre, 2021
Foto por Lara Far en Unsplash

Después de casi dos años de pandemia, y habiendo superado la conmoción inicial que ha representado el cambio de hábitos en todo el mundo, algunas de las tendencias educativas para este 2022 siguen avanzando por el camino iniciado meses atrás. La enseñanza híbrida, la formación de los estudiantes en competencias transversales para hacer frente a los retos que el nuevo entorno global plantea, las nuevas modalidades de acreditación o el refuerzo de la idea del aprendizaje a lo largo de la vida son solo algunos de los varios aspectos que continuarán cogiendo fuerza en los próximos meses. Aquí presentamos una lista de las que pueden ser las ocho principales tendencias, de la mano de Guillem Garcia Brustenga y Desirée Gómez Cardosa, miembros del equipo especializado en observación y detección de tendencias del eLearn Center de la UOC, y su directora, Sílvia Sivera.

 

1.- Digitalización de instituciones tradicionales

Las tendencias del sector para 2022 suponen la continuación del esfuerzo en la digitalización al que se vieron obligadas muchas instituciones tradicionales. «La enseñanza de emergencia debido a la pandemia obligó a dar un paso de gigante hacia la transformación digital a muchas instituciones, que toparon con problemas estructurales, tecnológicos y una falta de competencias digitales entre los estudiantes y el profesorado», explica Sílvia Sivera, directora del eLearn Center de la UOC. En este sentido, «instituciones de todo el mundo han contactado con la UOC para que les ayudemos a desarrollar estrategias educativas en línea, basadas en una reflexión pedagógica estratégica, que respeten sus modelos propios», añade Sivera.

La presencialidad híbrida es una de las opciones que se consolida después de la experiencia de la pandemia de la covid. Se basa «en un enfoque educativo en el que algunas personas participan presencialmente, y otras, en línea; por ejemplo, por videoconferencia», comenta Sivera. El aprendizaje bimodal (blended) es otra de las experiencias en auge. En este caso, se basa en la posibilidad que tienen los instructores de combinar la clase presencial con actividades de aprendizaje en línea. «El aprendizaje en línea y el presencial se complementan, y está planificado en el diseño del curso que sea así», explica Sivera.

Estas experiencias implican, en consecuencia, un crecimiento de la oferta formativa y de estudiantes que hacen aprendizaje en línea (e-learning). Hay que tener en cuenta que, según datos del Eurostat, el 90 % de los hogares de la UE tiene acceso a internet. En el caso de España, nueve de cada diez hogares tienen acceso, según los últimos datos del Eurostat recogidos en el informe Digital economy and society statistics – households and individuals. Estos datos muestran condiciones favorables al crecimiento del aprendizaje en línea.


2.- Interés por la orientación académica y profesional y la empleabilidad del estudiante

La sociedad actual está haciendo frente a un conjunto de problemáticas globales sobrevenidas. Para muchos de estos retos nuevos, la fuerza laboral no estaba preparada. Estas problemáticas incluyen desafíos contemplados por los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) y causados, en parte, por la pandemia y la crisis climática, aunque también por las recientes incorporaciones tecnológicas

Los actuales programas educativos forman a los estudiantes no solo en competencias específicas de cada disciplina, sino también en competencias transversales que les hagan dar respuesta de manera rápida y eficaz a los retos del futuro. «El reto —añade la directora del eLearn Center— es preparar a los estudiantes para las profesiones del futuro y para el emprendimiento, porque a las instituciones de educación superior les preocupa que sus graduados encajen en el mercado laboral, y quieren garantizarles tanto el éxito académico como la empleabilidad«. En este proceso se espera que el ritmo de adopción de tecnología para superar los retos se acelere en algunos sectores, según dice el informe The Future of Jobs Report 2020, del Foro Económico Mundial (2021). Guillem Garcia Brustenga explica que, en este terreno, las tecnologías que apuntan a un mayor crecimiento son «la computación en la nube (cloud computing) y la ciberseguridad». En el caso particular de la educación, «también están el análisis de datos (big data analytics) y la inteligencia artificial», añade Garcia.

En el terreno de la empleabilidad, la UOC ha desarrollado el GRAF, un sistema de evaluación del aprendizaje de las competencias que los estudiantes van desarrollando a lo largo de los estudios. El sistema facilita un informe gráfico que explica las competencias que cada estudiante ha desarrollado y así lo ayuda a mostrar y demostrar cuáles son sus habilidades, en un formato visual, útil y de valor para los diferentes agentes sociales.


3.- Evaluación digital y evaluaciones alternativas

Uno de los ámbitos que experimenta cambios debido a la pandemia es el de la evaluación. Actualmente, los sistemas que mezclan tecnologías de vigilancia y biometría «han supuesto un revulsivo dentro de los sistemas de evaluación», destaca la directora del eLearn Center de la UOC. Por otro lado, tecnologías como la ludificación o la realidad virtual se están incorporando dentro de los sistemas de evaluación «por su versatilidad y por la posibilidad que ofrecen de análisis del proceso educativo», añade Sivera. Inspirado en el potencial de los portafolios electrónicos y los espacios personales de publicación, como las redes sociales, los escritorios virtuales o los blogs personales, se ha creado el modelo tecnopedagógico Folio, que permite la elaboración de contenidos y la divulgación tutorizada de los conocimientos y de las competencias adquiridos a lo largo del proceso de aprendizaje. Entre sus características, pone énfasis en la evaluación de competencias y evidencias de aprendizaje y tiene conectores que permiten presentar contenidos en el registro de evaluación y recibir retorno. Otras pedagogías destacables también incluyen la evaluación entre pares (peer-to-peer), que ofrecen aprendizaje de habilidades y conocimientos a los estudiantes. 


4.- Learning analytics y machine learning (IA) aplicados a la reducción de riesgos académicos

Las analíticas de datos aplicados en la educación mediante algoritmos ayudan a los docentes a tomar decisiones, basadas en pruebas, para mejorar el proceso de aprendizaje del estudiantado. «En consecuencia, puede ayudarse a los estudiantes a aumentar su rendimiento académico», comenta Sílvia Sivera. Esto puede resultar útil y ayudar a reforzar los aspectos de mejora de los estudiantes. Dentro del eLearn Center de la UOC existe el proyecto LIS, que trabaja en torno al learning analytics.

 

5.- Nuevas modalidades de acreditación

Otra de las tendencias para el 2022 tiene que ver con las nuevas modalidades de acreditación. En este ámbito destacan las microcredenciales y las certificaciones digitales, que evidencian éxitos, competencias o conocimientos específicos adquiridos por una persona. «Son representaciones virtuales de una habilidad o conocimiento», comenta Sílvia Sivera. Un ejemplo de esto pueden ser las insignias digitales (digital badges), que incluyen específicamente una imagen visual, y, por lo tanto, son «un icono virtual a modo de certificación«, añade la directora del eLearn Center. Además, tienen la característica de que pueden compartirse en las redes sociales y algunas pueden verificarse a través de la cadena de bloques (blockchain).

 

6.- Aceleración de estudios y matrícula flexible

El ritmo de los estudios y que el estudiante pueda marcarlo es también una tendencia. Esto incluye modalidades de matrícula en modo de «tarifa plana» o bien créditos transferibles. Los estudiantes piden nuevas maneras de optimizar su formación adaptándose a un tiempo de aprendizaje comprimido; en algunos casos son ofertas de tarifa en los que la matrícula puede hacerse a lo largo del año. Según la directora del eLearn Center, «es una posibilidad muy demandada por profesionales en activo o personas que quieren reciclar su perfil profesional a través del aprendizaje a lo largo de la vida».

Hay que tener en cuenta que el aprendizaje a lo largo de la vida es un elemento puesto cada vez más en valor, e incluso reclamado como un «derecho humano», tal como se reivindica en el informe de la UNESCO Adoptar una cultura de aprendizaje a lo largo de la vida: contribución a la iniciativa Futuros de la Educación; reporte; una consulta transdisciplinaria de expertos.

 

7.- Personalización y flexibilización de grados y aprendizaje adaptativo

Permitir al estudiante flexibilizar el currículo y crear sus propios itinerarios a medida de sus necesidades o de las del mercado laboral es también una tendencia actual que va en relación con el concepto de aprendizaje a lo largo de la vida. La flexibilización en los grados y másteres abiertos de la UOC a menudo se da mezclando asignaturas de diferentes disciplinas.


8.- Tecnologías emergentes

La realidad virtual o VR, la realidad aumentada o AR, la realidad mixta o MR y la inteligencia artificial / aprendizaje automático (machine learning) forman parte del conjunto de tecnologías emergentes en el terreno educativo. Según el informe The Future of Jobs Report 2020 (FEM, 2021), un 73 % de las compañías encuestadas relacionadas con el sector de las comunicaciones digitales y las tecnologías de la información y un 70 % de las del sector educativo serán proclives a adoptar la AR y la VR. Desirée Gómez apunta que «la enseñanza tiene que estar preparada para formar estos futuros profesionales, y, por lo tanto, es capital la incorporación de las nuevas tecnologías de inmersión para hacer frente a las demandas de los sectores industrial, de servicios, de la información y el entretenimiento».

En la realidad virtual o VR, el usuario se sumerge completamente en un mundo virtual. Esto quiere decir que la tecnología permite simular una experiencia sensorial completa dentro de un entorno artificial sin que la persona vea nada de lo que hay en el exterior. En este campo, la empresa derivada de la UOC Immersium Studio ha ganado el premio Auggie Award 2021 en la categoría de mejor solución de salud y bienestar. El premio lo ha recibido por la innovadora experiencia en realidad virtual que ha servido para formar profesionales sanitarios en habilidades de asistencia a las unidades de cuidados intensivos (UCI) en tiempos de covid.

En la realidad aumentada o AR se complementa el entorno real con objetos digitales. Es decir, la persona ve todo lo que tiene en su entorno real, pero el ordenador del equipo que lleva ante los ojos puede reproducir sobre este entorno real objetos, animaciones o datos que realmente no están.

La realidad mixta o MR es una mezcla entre la realidad virtual y la aumentada. Es, por lo tanto, un entorno que mezcla los mejores aspectos de ambas.

La inteligencia artificial y el aprendizaje automático se aplican en la educación en forma de chatbots o asistentes virtuales, sistemas de traducción automática o previsión de riesgos educativos, entre otros. La UOC ya ha experimentado en este terreno, por ejemplo, con la realización de pruebas de chatbot en asignaturas de algún programa. La herramienta sirvió para resolver consultas docentes de los estudiantes, ayudándolos así a hacer sus PEC.

 

Otras referencias de organismos oficiales:

 

 

(Visited 127 times, 1 visits today)
Autores / Autoras
El eLearning Innovation Center (eLinC) impulsa la evolución de nuestro modelo educativo a través de innovaciones en el aprendizaje.
Joan Antoni Guerrero Vall (Reus, 1979) es licenciado en Periodismo por la UAB. Actualmente, trabaja en el diario digital El Món, donde se encarga de temas de sociedad. Antes había trabajado en otros periódicos y agencias de noticias cubriendo varios ámbitos de la actualidad catalana, española e internacional. También colabora con la UOC.