Howard Goldstein: «Hay que leer a los niños antes de que lo aprendan en la escuela»

5 diciembre, 2023
Howard Goldstein, experto en el desarrollo del lenguaje en los niños y niñas Imagen: Estudios de Psicología y Ciencias de la Educación de la UOC

Howard Goldstein es vicedecano de Investigación y profesor de Ciencias de la Comunicación y Trastornos de la Comunicación en la Universidad del Sur de Florida-Tampa. Doctorado en Psicología del Desarrollo en 1980, su investigación se ha centrado en mejorar la comunicación y las habilidades sociales de los niños con autismo y otras discapacidades del desarrollo. No obstante, sus últimos trabajos han puesto el foco en mejorar el desarrollo del lenguaje y la lectura de los alumnos de escuelas con un alto índice de pobreza. De hecho, como adelanta Goldstein, “entre un niño de 4 años de una escuela más humilde y otro que disponga de una educación más sofisticada hay una diferencia de 30 millones de palabras”.

Además, Goldstein también ha sido vicepresidente de Ciencia e Investigación de la Asociación Americana del Habla, Lenguaje y Audición (ASHA) entre 2013 y 2015. Recibió el premio Honores de la ASHA en el año 2016, el Fellow de la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia en 2020, y también, el Premio Kawana a la Trayectoria en Publicaciones de la ASHA en 2021.

El pasado 25 de noviembre, el experto en intervención y desarrollo del lenguaje en niños participó en la VII Jornada de Dificultades del Aprendizaje y Trastornos del Lenguaje con la ponencia «Intervención temprana del lenguaje y la lectura: ¿Qué funciona en Estados Unidos?» en la que nos presentó dos intervenciones diseñadas para ayudar a prevenir las dificultades lectoras de los más pequeños. En el marco de esta jornada, le hemos querido entrevistar para conocer más a fondo su investigación y conocimiento en el ámbito del desarrollo del lenguaje infantil.  

En sus estudios habla mucho de la conciencia fonémica como herramienta para reducir las dificultades de aprendizaje. ¿Por qué debemos prestar atención a esta pequeña área del lenguaje?

La conciencia fonémica es una habilidad metalingüística que implica la capacidad de manipular los sonidos del habla o los fonemas. Esta capacidad, junto con la correspondencia letra-sonido, son fundamentales para el desarrollo de la lectura. De hecho, para descifrar o pronunciar palabras, el niño debe saber qué sonidos emiten las letras y ser capaz de manipularlos mediante la conciencia fonémica.

La base de la lectura, la escritura y el pensamiento es el lenguaje

Muchos estudios hablan de la importancia de la detección precoz. ¿Cómo puede saber una familia si su hijo la padece? ¿Qué consejos les daría para una detección precoz?

Normalmente, a los niños no se les detecta una discapacidad lectora hasta que empiezan a aprender a leer. Hemos avanzado en la comprensión de cuáles son las destrezas necesarias y cómo evaluarlas. Sin embargo, la base de la lectura, la escritura y el pensamiento es el lenguaje. Y las carencias en estas parcelas, pueden manifestarse de diferentes maneras, como falta de interacción social, frustración, porque no son capaces de expresar sus necesidades y deseos de forma eficaz. Y también una incapacidad para comprender o seguir instrucciones basadas en el habla auditiva.

¿Hay trastornos más difíciles de detectar que otros? ¿Cuáles?

Es una pregunta difícil de responder. Dado que las deficiencias auditivas suelen pasar desapercibidas, se ha prestado mucha atención a la detección de la pérdida de audición en bebés, por ejemplo. En el desarrollo temprano ocurren muchas cosas en distintos ámbitos: social, cognitivo, lingüístico, motor, etc. Pero el autismo sería un buen ejemplo.

¿Se desarrollan todos en la infancia o algunos de ellos pueden desarrollarse con la edad?

Los indicadores del desarrollo cambian constantemente. Así, la conciencia de los problemas de desarrollo tiende a producirse cuando hay un incumplimiento de ciertos acontecimientos. Por lo general es en la infancia. Aunque, algunos problemas suelen hacerse evidentes en la adolescencia y se traducen en enfermedades de la salud mental, como la depresión, trastornos bipolares o la ansiedad. Y también, hay otros trastornos del desarrollo asociados al envejecimiento, como la presbiacusia (pérdida de audición relacionada con la edad y la demencia).

La diferencia entre un niño de un entorno más humilde con otro niño de un entorno más acomodado es de 30 millones de palabras

Dirige una línea de investigación sobre la alfabetización de los niños en las comunidades más pobres. ¿Por qué la situación económica determina tanto la aparición de este tipo de alteraciones en el lenguaje?

Las condiciones económicas de las familias y la educación de los padres suelen estar relacionadas con la cantidad y la calidad de las experiencias lingüísticas de los niños en los hogares. Betty Hart y Todd Risley publicaron en 1995 una investigación histórica, con el nombre The everyday experiences of young American children. Allí, tomaron muestras de cuántas palabras oían los niños en sus hogares. Las discrepancias en las experiencias lingüísticas entre los hogares con bajos ingresos y menor nivel educativo y los hogares con mayores ingresos y mayor nivel educativo son grandes, especialmente si se consideran de forma acumulativa. De hecho, a los 4 años, cuando las familias pueden optar a  servicios preescolares subvencionados o gratuitos en Estados Unidos, la diferencia con otro niño de un entorno más acomodado es de 30 millones de palabras.

Howard Goldstein
Howard Goldstein, durante su ponencia en la VII Jornada sobre Dificultades del Aprendizaje y Trastornos del Lenguaje | Foto: Estudios de Psicología y Ciencias de la Educación de la UOC

¿Es la lectura compartida en las escuelas tan beneficiosa como se dice?

La lectura compartida es la forma más eficaz de compensar las desventajas de las experiencias lingüísticas en casa. Es difícil pensar en razones por las que la lectura compartida no sería beneficiosa. Sin embargo, hay cosas que se pueden hacer para que sea más beneficiosa, como seleccionar libros que interesen a los niños y que no sean difíciles de entender.  Tenemos que entender, que pese a ser libros infantiles, es probable que haya entre 10 y 20 palabras que los niños no comprendan del todo. Por eso, tenemos que tener estrategias para detectarlas y así explicarlas a los niños. No obstante, lo importante de las lecturas compartidas es que los adultos hablan con los niños. Les animan a comprender y responder. De esta manera aprenden nuevas palabras y se interactúan con el lenguaje.

Usted creó Story Friends, 26 libros que mezclan historias de animales con grabaciones de audio y situaciones que resolver y la transmisión de valores. ¿Crees que en esta era de Internet y TikTok este método sigue funcionando?

Interesante pregunta. Hemos desarrollado versiones interactivas en formato de libro electrónico de Story Friends. Sin embargo, hay mucha resistencia por parte de padres y profesores; suelen preferir los libros de verdad a los digitales. Quizá esto cambie en el futuro.

Pero es evidente que libros digitales tienen muchas ventajas y en el caso de los niños, les ofrecen más posibilidades como la posibilidad de cambiar la voz al narrador. Además, a nivel material es menos costoso distribuir, ya que los libros impresos con componentes interactivos son muy caros de publicar.

Sé que si preparamos mejor a los niños y les proporcionamos una enseñanza de la lectura eficaz, menos niños y jóvenes tendrán dificultades para leer

La comprensión y el consumo de lectura están en declive… ¿Cómo transmitir la pasión por la lectura a las nuevas generaciones? ¿El cambio tiene que venir de nosotros?

No estoy seguro de conocer la respuesta a esta pregunta. Sé que si preparamos mejor a los niños y les proporcionamos una enseñanza de la lectura eficaz (basada en la ciencia), menos niños y jóvenes tendrán dificultades para leer.  Como vivimos en una sociedad alfabetizada, la lectura seguirá siendo importante para el éxito. Sin embargo, lo que la gente lee por placer puede cambiar. Por ejemplo, puede que muchos de los mismos beneficios de los libros se obtengan escuchando audiolibros.

Si un niño no lee nada… ¿Es mejor obligarle a leer o dejarle ir a su ritmo, pero con el riesgo de que no coja el hábito?

Es que hay que leerle al niño antes de que lo aprenda a la escuela. Todos los niños deberían tener estas experiencias. Cuando los niños empiezan a leer, tenemos libros de todos los niveles: desde libros predecodificables hasta libros que suelen estar organizados por cursos. La variedad de libros es enorme y debería poder adaptarse a los intereses de todos los niños. Existen estrategias para ayudar a los niños que tienen dificultades con la lectura para animarles y ayudarles. Evitar la lectura y esperar a que coja el hábito no parece productivo. También, corresponde a los profesores, los educadores especiales, los logopedas y otras personas averiguar cómo mantener un alto nivel de éxito y garantizar el progreso. Los alumnos aprenderán a ritmos diferentes, pero ese ritmo puede tener más que ver con las capacidades de los profesores que con las de los alumnos.

(Visited 43 times, 1 visits today)
Autor / Autora
Periodista colaboradora
Comentarios
Deja un comentario