Canciones en español inspiradas en la tecnología de los últimos 40 años

14/02/2023
Foto: Unsplash.

Desde la creación de la rueda hasta hoy, la tecnología es una parte importante de nuestras vidas. Tanto es así que también ha sido fuente de inspiración para muchos artistas. En este post quiero hacer un repaso de los avances tecnológicos de los últimos 40 años, especialmente en el ámbito de la informática y las telecomunicaciones, que han sido mencionados en el cancionero español (obviamente, se trata de una pequeña muestra).

Aunque ya existían ordenadores antaño, el 12 de agosto de 1981 apareció el primer computador personal (PC) como tal, el IBM 5150. Rápidamente, se convirtió en un estándar y el PC (con la ayuda también de la competencia) llegó a ser de uso común en los hogares de todo el mundo. El dominicano Juan Luis Guerra escribió y cantó “Mi PC” en 1998, con referencias a periféricos (algunos ya extintos) tales como: mouse, disquete, CD-ROM, etc.

En los años 80 hubo un dispositivo de Sony que nos permitió llevar nuestra música preferida a cualquier parte y momento, eso sí, en formato casetes. Ese fue el walkman, el ancestro de Spotify, aunque antes de la empresa sueca vino el discman (rebautizado como CD walkman), entre otras cosas. Su éxito fue tal que se fabricó hasta octubre de 2010. El célebre cantautor argentino (rosarino para más señas) Fito Páez menciona este dispositivo (“yo puse las canciones en tu walkman”) en su emblemática canción “Al lado del camino” de su disco “Abre” (1999).

Japón, 23 de noviembre de 1996. Bandai lanza un juguete electrónico que marcó la infancia de toda una generación: Tamagotchi. Se trataba de una mascota virtual a la que se le debía cuidar. Digo “se trataba”, pero la realidad es que este juguete ha vuelto (como otras tantas cosas). Como consecuencia, Lola Índigo en 2021 menciona este juguete en su canción homónima destacando el propósito principal del juego: “Y yo te cuido como un Tamagotchi”. En mayo de 2022, el grupo Cariño también lanzó una canción con el nombre del juguete, pero con muchas más referencias a los cuidados que los niños debían proporcionar a su mascota virtual.

En la segunda mitad de los 90 llegó a España un avance –aunque su fecha oficial de nacimiento fue el 1 de enero de 1983– que cambió, para bien o para mal, nuestras vidas para siempre. Esta revolución fue Internet. Con nuestros módems de 56 kbps y sus inconfundibles ruiditos a la hora de establecer la conexión, muchos empezábamos a navegar por webs estáticas y a interactuar mediante correos electrónicos e incluso chats. Gracias a la nueva posibilidad de interactuar anónimamente en tiempo real entre personas desconocidas y distanciadas, el flirteo alcanzó un punto de inflexión. ¡El coqueteo a través de las redes se plasmó en una canción que fue todo un éxito en 1999, “Atrapados en la red” de Tam Tam Go!

En 1995 surge un formato de comprensión de audio que permitió reducir el tamaño de las canciones considerablemente. Estamos hablando del MP3. Internet lo popularizó gracias a plataformas con Napster y se convirtió en el estándar del streaming. ¿Quién no ha escuchado sus canciones favoritas en formato MP3 gracias a Winamp? Hasta los viejos rockeros, como Miguel Ríos, no se pudieron resistir y cuando tenía 60 años tituló su penúltimo disco de estudio “60mp3” (2004).

Debido a Internet, la interacción entre personas distanciadas (incluso conocidas) fue dejando a un lado la voz (básicamente, el teléfono) para dar protagonismo al canal escrito. En ese momento el e-mail tuvo un papel muy destacado. Tanto se tenía que escribir, que el teclado del Nokia era insuficiente (y nada práctico). Es por eso que en 1999 aparecieron las BlackBerry que fueron todo un éxito, especialmente entre la gente de negocios hiperconectada. El rapero colombiano J. Balvin mencionó este dispositivo en su canción de 2007, “Hola qué tal”.

En los inicios de los 2000, los españoles fuimos adoptando de manera masiva los teléfonos móviles. Por aquel entonces había un eslogan de las compañías telefónicas para captar clientes, que era algo así como: “Cobertura 95% del territorio nacional”. En el 2002 Ismael Serrano musicalizó un poema de su padre cuyo título era el eslogan mencionado. En él ya se hablaba de “no cojas ese teléfono maldito” (no se refería a las insistentes llamadas de los teleoperadores). El teléfono en todas sus variantes sigue siendo vital, aunque a veces lo dejes a un lado para no llamar, como dice Aitana en su canción “Teléfono” (2018).

En 2003 nació MySpace, convirtiéndose en la primera de las grandes redes sociales. Pero poco le duró la alegría, porque en 2004, apareció Facebook y en pocos años le comió el terreno. Tal fue la repercusión que tuvieron (y tienen) estas plataformas que bien merecen una canción. Así es como en 2009 el cantante colombiano Esteman le dedicó una canción a la creación de Mark Zuckerberg. 

En 2006 irrumpió Twitter poniendo una solución tecnológica al aforismo de Baltasar Gracián: “Lo bueno, si breve, dos veces bueno. Y aun lo malo, si poco, no tan malo”. Atrás quedaron los textos kilométricos. 140 caracteres son más que suficientes. De nuevo, Ismael Serrano habló de esta manera de comunicarse en su canción de 2018, “Ahora que te encuentro”: “y a decir que te amo con 140 letras”. En 2017, Twitter aumentó la longitud de los tweets a 280.

Si no ha quedado claro, de todo se puede hacer canciones. ¿Qué está de moda ahora? He oído el metaverso, ahí va un rap qué explica lo que es (porque muy claro, aún no está).

Para terminar, si hay una canción a destacar, porque entre otras cosas se trata de una oda a las telecomunicaciones, esta es “Telefonía” del oscarizado Jorge Drexler, la cual fue ganadora del premio Grammy Latino por canción del año 2018.

(Visited 681 times, 3 visits today)
Autor / Autora
David García Solórzano. Graduado superior en Ingeniería en Multimedia e ingeniero en Informática por la Universitat Ramon Llull desde 2007 y 2008, respectivamente. Es también doctor por la Universitat Oberta de Catalunya desde 2013. Desde 2008 es profesor de la Universitat Oberta de Catalunya en los Estudios de Informática, Multimedia y Telecomunicación. Actualmente es profesor responsable de las asignaturas “Diseño y Programación Orientados a Objetos” y “Diseño de Estructuras de Datos”, entre otras.
Comentarios
Fosters31/03/2024 a las 12:41

Que buenos recuerdos, todavía recuerdo el uso del Walkman, y después el discman, cuando empezamos a usar el Mp3 con aquel mítico Winamp.
Muy buen artículo

Responder
Deja un comentario